Google+ Badge

Google+ Followers

Infolinks In Text Ads

Gana una tarjeta regalo de 500 euros. Apúntate, es gratis, y si tu ganas, yo también gano. Sigue este enlace: http://www.premiofacil.es/alta.php?idr=52892442 !Vóta este sitio en Cincolinks.com

.

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner

AUTOR DE TIEMPOS PASADOS

.

GOTICO

↑ Grab this Headline Animator

 Ruleta  Apuestas Deportivas  Juegos  Peliculas  Turismo Rural  Series Online Creative Commons License Esta obra es publicada bajo una licencia Creative Commons. Peliculas juegos gratis juegos
INFOGRAFIA ESTORES ALQUILER DE AUTOS EN LIMA HURONES POSICIONAMIENTO WEB ¡Gana Dinero con MePagan.com! Herbalife Amarres de amor Union de parejas Desarrollo de software a medida Bolas chinas Comprar en china Amarres de Amor Hosting Peru Noticias Anime Actualidad de cine Ver peliculas

Seguidores

--

martes, 19 de noviembre de 2013

SPECIAL - PHILIP K. DICK - EL DÍA QUE EL SR. COMPUTADORA SE CAYÓ DE SU ÁRBOL

EL DÍA QUE EL SR. COMPUTADORA SE CAYÓ DE SU
ÁRBOL
Philip K. Dick.
 
 
 
Despertó, y sintió de golpe que algo estaba aterradoramente mal. Oh, Dios mío, pensó
mientras se percataba que el señor Cama lo había depositado hecho un ovillo en un
montón desordenado contra la pared. Está comenzando de nuevo, se dio cuenta. Y el
Directorio Oeste nos prometió infinita perfección. Esto es lo que conseguimos, pensó, por
creer lo que dicen simples humanos.
Como mejor pudo, logró desembarazarse de sus sábanas, se levantó tembloroso y
cruzó la habitación rumbo al señor Armario.
—Quisiera un elegante traje cruzado, gris zapa —le informó, hablando crispadamente
al micrófono sobre la puerta del señor Armario—. Una camisa roja, calcetines azules, y...
Pero fue inútil. La ranura ya estaba vibrando mientras un par de grandes bombachos
de seda para mujer estaban deslizándose hacia fuera.
—Tienes lo que ves —dijo la metálica voz del señor Armario, llegando hasta él con un
eco profundo.
Con ánimo sombrío, Joe Contemptible se puso los bombachos. Al menos era mejor
que nada, como aquel día, en el Terrorífico Agosto, cuando la vasta computadora poli
encefálica en Queens les había dado a todos, en la Más Grande América, nada más que
un pañuelo para usar.
Dirigiéndose al baño, Joe Contemptible lavó su cara, y encontró que el líquido que
estaba rociando sobre sí mismo era tibia cerveza de raíz. Cristo, pensó. Esta vez el señor
Computadora está mucho más loco que nunca antes. Ha estado leyendo cuentos de
ciencia ficción del viejo Phil Dick, decidió. Esto es lo que ganamos por proveer al señor
Computadora con toda clase de basura arcaica del mundo, para que lea y almacene en
sus bancos de memoria.
Terminó de peinar su cabello, sin hacer uso de la cerveza de raíz, y luego, habiéndose
secado, entró en la cocina para ver si el señor Cafetera tenía al menos un fragmento de
cordura en una realidad que estaba deteriorándose completamente a su alrededor.
No tuvo suerte. El señor Cafetera le presentó servicialmente una taza con jabón. Bien,
¿qué le vamos a hacer?
El problema real, sin embargo, llegó cuando trató de abrir al señor Puerta. El señor
Puerta se negó a abrir; en lugar de ello se quejó con un sonido metálico:  
—Los caminos de la gloria no conducen sino a la tumba.
—¿Y eso qué significa? —demandó Joe, enojado ahora. Esta situación absurda ya no
tenía gracia. Nunca la había tenido en circunstancias similares con anterioridad, excepto,
quizá, cuando el señor Computadora le había servido para el desayuno faisán asado.
—Significa —dijo el Sr. Puerta— que estás perdiendo tu tiempo, desgraciado. De
ninguna manera vas a ir a tu oficina hoy.
 
Esto resultó ser cierto. La puerta no se abrió; a pesar de sus esfuerzos, el mecanismo,
controlado a muchas millas de distancias por la matriz maestra poli encefálica, se rehusó
a ceder.
¿Desayunaría, entonces? Joe Contemptible apretó los botones del módulo de control
del señor Alimentos, y se encontró contemplando un plato de fertilizante.
Inmediatamente, alzó el teléfono y atacó salvajemente los números que lo podrían en
contacto con la policía local.
—Fantasías Animadas S.A. —dijo la cara sobre la pantalla—. Una versión animada, en
caricaturas, de tus prácticas sexuales será producida en una semana, ¡incluyendo
GLORIOSOS EFECTOS DE SONIDO!
Maldición, se dijo a sí mismo Joe Contemptible, y colgó.
Había sido una mala idea desde el principio, allá en 1982, operar cada mecanismo
desde una fuente central. Desde luego, la idea básica había sonado bien: con la capa de
ozono consumida, mucha gente se estaba comportando de manera irracional, y se había
vuelto necesario resolver el problema con algunos medios electrónicos inmunes a las
radiaciones ultravioleta que deterioraban la mente y que ahora, fluían hacia la Tierra. El
señor Computadora pareció, en su momento, ser la respuesta. Pero, era triste decirlo, el
señor Computadora había absorbido demasiada influencia perturbada de sus
constructores y así, como ellos, tenía sus propios episodios psicóticos.
Desde luego había una respuesta. Apresuradamente había sido encontrada, puesta en
su lugar, como si fuera una sola cosa junto con el problema. Era la encargada de Salud
Mental Mundial, una formidable y vieja arpía llamada Joan Simpson, a la que se le había
otorgado cierta clase de inmortalidad, así estaría siempre disponible para tratar al señor
Computadora durante sus crisis de locura. La señorita Simpson estaba conservada en el
centro de la Tierra en una cámara especial recubierta de plomo, a salvo de las dañinas
radiaciones que llegaban a la superficie, en una animación de suspensión parcial llamada
Pak Tristeza, en la cual, se decía, la señorita Simpson yacía adormilada mientras era
entretenida por una interminable procesión de programas impagables de radio de los años
cuarenta, alimentándola en un círculo cerrado interminable. La señorita Simpson, se
decía, era la única persona cuerda sobre, o más bien dentro, de la Tierra; esto, aunado a
sus soberbias habilidades, así como su infinito entrenamiento en el arte de sanar
construcciones psicóticas, la hacía la única esperanza de supervivencia para la Tierra.
Dándose cuenta de esto, Joe Contemptible se sintió un poco mejor, pero no mucho;
porque acababa de recoger al señor Diario que estaba sobre el suelo, a un lado de la
ranura de la puerta principal. El encabezado decía:
ADOLFO HITLER CORONADO PAPA. LAS MULTITUDES CELEBRAN EN
CANTIDADES RECORD.
Lo mismo le sucedía al señor Diario, se percató Joe con aire lúgubre, y lo arrojó por la
ranura del señor Basurero. El mecanismo se revolvió, y luego, en lugar de ingerirlo o
deshacerlo, lo expelió de nuevo. Joe, una vez más, le echó de nuevo un breve vistazo al
encabezado, vio la fotografía de un esqueleto humano, ataviado de bigote y uniforme
nazi, portando la gran corona papal; Joe se sentó en el sofá de la sala de estar a aguardar
el momento, seguro de que llegaría pronto, en que la señorita Simpson fuera despertada
del Pak Tristeza para tratar al señor Computadora y, al hacerlo, devolverle la cordura al
mundo.
 
Un tanto para sí mismo, Fred Doubledome dijo:
—Está psicótico, correcto, le pregunté si sabía dónde estaba y dijo que flotando en una
balsa sobre el Missisippi. Ahora, confírmalo por mí. Pregúntale quién es.
El doctor Pacemaker tocó el botón de control para preguntas sobre la consola de la
vasta computadora, preguntándole: ¿QUIEN ERES?
La respuesta apareció en la pantalla inmediatamente: TOM SAWYER
—¿Lo ves? —dijo Doubledome—. Está totalmente desconectado de lo que sucede en
la realidad. ¿Ha comenzado ya la reactivación de la señorita Simpson?
—Afirmativo, Doubledome —dijo Pacemaker, y como si probara estar en lo correcto,
unas puertas se deslizaron a los lados para mostrar el contenedor recubierto de plomo en
el cual la señorita Simpson dormía, escuchando su programa de radio favorito del día,
Mamá Perkins.
—Señorita Simpson —dijo Pacemaker, inclinándose sobre ella—. Tenemos de nuevo
un problema con el señor Computadora. Está totalmente ido. Ha mandado todas las
líneas vehiculares de Nueva York por la misma ruta, hacia la misma intersección. La
pérdida de vidas ha sido severa. Y en lugar de responder al desastre con equipos de
bomberos y con la policía, ha despachado a un grupo de payasos de circo.
—Ya veo —les llegó la voz de la señorita Simpson a través del sistema de transducción
y amplificación de sonido por el cual se comunicaban con ella—. Pero primero, debo
atender un incendio en el almacén de leña de Mamá Perkins. Ustedes verán, su amigo
Shuffle...
—Señorita Simpson —dijo Pacemaker—, nuestra situación es grave. La necesitamos.
Salga de su niebla habitual y venga a trabajar para restaurarle la cordura al señor
Computadora. Entonces podrá regresar a sus series radiofónicas.
Se quedó contemplando cómo era la señorita Simpson, sorprendido, como siempre,
por su belleza virtualmente antinatural. Grandes ojos negros con largas pestañas, la voz
sedosa y sensual, su pelo muy corto e intensamente negro, ¡tan adecuada en un mundo
de caos y suciedad!, su cuerpo firme y flexible, su cálida boca sugiriendo amor y
consuelo... Increíble, pensó, que la única persona realmente sana en la Tierra (y la única
capaz de salvarla) pudiera ser, al mismo tiempo, sorprendentemente encantadora.
Pero eso no importaba; no era el momento para tener esos pensamientos. Las noticias
de la NBC, por televisión, ya habían reportado que el señor Computadora había cerrado
todos los aeropuertos del mundo y los había convertido en estadios de béisbol.
Poco después, la señorita Simpson ya estaba estudiando un abstracto esquema
compuesto que delineaba las órdenes erráticas del señor Computadora.
—Está claramente en una situación regresiva —les informó, sorbiendo distraídamente
su taza de café.
—Señorita Simpson —dijo Pacemaker—, me temo que es agua jabonosa lo que está
bebiendo.
—Tiene razón —dijo la señorita Simpson, bajando su taza—. Me doy cuenta que el
señor Computadora está jugándole bromas infantiles a la masa de la humanidad.
Coincide con mi hipótesis hipostática.
—¿Cómo hará que vuelva a la normalidad esta vasta construcción? —preguntó
Pacemaker.  
—Evidentemente se topó con una situación traumática que le causó la regresión —dijo
la señorita Simpson—. Localizaré el trauma y entonces procederé a insensibilizar al señor
Computadora confrontándole con este trauma. Mi monitor, en este sentido, le presentará
al señor Computadora cada letra del alfabeto en orden, calibrando sus reacciones hasta
que yo perciba que, en un movimiento de salud mental, logremos una reacción de
desagrado.
Lo hizo así. El señor Computadora, en la letra J, emitió un quejido apagado; le salió un
poco de humo. La señorita Simpson entonces repitió la secuencia de letras. Esta vez el
quejido sordo y la emisión de humo se presentaron en la letra C.
—J.C. —dijo la señorita Simpson—. Quizá se refiera a Jesucristo. Quizá la Segunda
Venida ha tenido lugar, y el señor Computadora teme ser desconectado. Empezaré
asumiendo eso. Coloquen al señor Computadora en un estado semicomatoso, así podrá
hacer asociaciones libres.
Los técnicos se apresuraron a realizar la tarea asignada. El murmullo virtualmente
inconsciente de la gran computadora comenzó a salir de los canales de audio montados a
través de la cámara de control.
—...programándose él mismo para morir —la computadora divagó—. Una buena
persona como él... una orden de análisis de DNA... va a pedir que aceleren y no que
detengan el proceso de muerte. El salmón nadando contra corriente para morir... eso le
atrae... después de todo lo que he hecho por él. Rechaza la vida. Estar conciente de ello.
Desea morir. No puedo soportar la muerte voluntaria, una reprogramación totalmente
opuesta al propósito de la matriz del comando de programación del DNA... —seguía
diciendo incoherentemente—.
La señorita Simpson dijo con agudeza:
—¿Qué nombre le surge, señor Computadora? ¡Un nombre!
—Empleado en una tienda de discos —la computadora farfullaba—. Una autoridad en
los Lieder alemanes y en las baladas de rock de los sesenta. Qué desperdicio. Pero el
agua es cálida. Creo que pescaré. Que mi caña se hunda y atrape un gran bagre. ¡La
sorpresa que se llevará Huck, y Jim también! Jim es todo un hombre aunque...
—¿Qué nombre? —repitió la señorita Simpson.
El vago murmullo continuaba.
Rápidamente, la señorita Simpson se dirigió a Doubledome y a Pacemaker, que
permanecían rígidos y atentos, y les dijo:
—Encuentren a un empleado de discos cuyas iniciales sean J.C., y que sea una
autoridad en los Lieder alemanes así como en las baladas de rock de los sesenta. ¡Y de
prisa! ¡No tenemos mucho tiempo!
 
Habiendo dejado su departamento por la ventana, Joe Contemptible recorrió su camino
entre vehículos chocados y conductores coléricos que vociferaban, se dirigió a la
Compañía Artística de Música, la tienda de discos donde había trabajado la mayor parte
de su vida. Al menos había podido salir de su...
Repentinamente, dos policías vestidos de gris se materializaron frente a él, sus caras
ceñudas; ambos, sosteniendo macanas, apuntaron al pecho de Joe:
—Vas a venir con nosotros —dijeron, virtualmente al unísono.
Joe sintió el repentino impulso de correr; en cambio, permaneció quieto. Pero entonces
sintió un intenso dolor, el policía le dio un puñetazo y, mientras caía, se dio cuenta que ya
era muy tarde para huir. Había sido capturado por las autoridades. Pero, ¿por qué?, se
preguntaba. ¿Era solamente una redada al azar? ¿O estaban sofocando un frustrado
golpe contra el gobierno? ¿O acaso...?, sus vagos pensamientos competían entre sí...
¿han llegado por fin los extraterrestres para ayudarnos en nuestra lucha por la libertad?
Entonces, la oscuridad lo envolvió, una piadosa oscuridad.
 
Lo siguiente que supo fue que dos miembros de la clase tecnócrata le estaban
sirviendo una taza de agua jabonosa; un policía armado aguardaba en el fondo, con su
macana lista para cuando la situación lo requiriera.
En un rincón de la cámara se encontraba sentada una mujer de cabello negro,
extraordinariamente hermosa; usaba una minifalda y botas, todo pasado de moda pero
seductoramente astuta, y vio, además, que tenía los ojos más grandes y cálidos que
había visto en su vida. ¿Quién era? ¿Y... qué quería de él? ¿Por qué había sido traído
ante ella?
—Su nombre —dijo uno de los tecnócratas vestidos de blanco.
—Contemptible —se las arreglo para decir, incapaz de apartar sus ojos de la joven
extraordinariamente hermosa.
—Usted tiene una cita con el departamento de Replanteamiento de DNA —dijo
crispadamente el otro de los tecnócratas de blanco—. ¿Cuál es su propósito? ¿Qué
rasgos inamovibles del estanque genético intenta... debería decir intentaba, alterar?
Joe dijo poca convicción:
—Yo... quería ser reprogramado para... ustedes saben, una Vida Más Larga. La
codificación para morir estaba a punto de activarse en mí, y yo...
—Sabemos que eso no es cierto —dijo la encantadora mujer de cabello negro con una
voz intensa y sensual, que era no obstante también una voz plena de inteligencia y
autoridad—. Estaba intentado suicidarse, ¿verdad señor Contemptible? ¿Al modificar su
código genético no intentaba posponer su muerte sino provocarla?
No dijo nada. Obviamente, ellos estaban enterados.
—¿POR QUÉ? —dijo la mujer con aspereza.
—Yo... —dudó—. Entonces, derrumbándose en su fracaso, se las arregló para decir:
—No estoy casado. No tengo esposa. Nada. Solo mi maldito trabajo en la tienda de
discos. Todos esos malditos cantos alemanes y esas canciones de rock; están en mi
cabeza constantemente, dando vueltas día y noche, constantemente, mezclándose
Goethe y Heine con Neil Diamond. —Levantando su cabeza y con un desafío furioso
dijo—: ¿Por qué debería vivir entonces? ¿Le llaman a eso vida? Es existir, no vivir.
Se hizo silencio.
Tres ranas cruzaron a saltos por el piso. El señor Computadora ahora estaba llenando
de ranas todos los conductos de aire de la Tierra. Media hora antes habían sido gatos
muertos.
—¿Saben lo qué es eso, tener melodías como «La canción que te canto / El amor que
te traigo» flotando dentro de tu cabeza? —dijo Joe con calma.
La encantadora mujer de cabello negro dijo de repente:
—Creo que yo lo sé, Contemptible. Verás, soy Joan Simpson.
—Entonces... —Joe comprendió en un instante—. ¡Tú estás ahí en el centro de la
Tierra viendo series de televisión sin fin! ¡En un ciclo interminable!
—No los veo —dijo Joan Simpson—. Los escucho. Son de radio, no de televisión.
Joe no dijo nada. No había nada que decir.
Uno de los tecnócratas de blanco dijo:
—Señorita Simpson, debemos comenzar a trabajar para restaurar la cordura del señor
Computadora. En este momento está fabricando cientos de miles de Pollys.
—¿Pollys? —dijo Joan Simpson, desconcertada; entonces el entendimiento iluminó sus
cálidos rasgos—. Oh, sí. Su amor de infancia.
—Señor Contemptible —le dijo a Joe uno de los tecnócratas vestidos de blanco—, es
debido a su falta de amor por la vida que el señor Computadora se ha vuelto chiflado.
Para poder devolverle la cordura al señor Computadora primero debemos devolvérsela a
usted. —Se dirigió a Joan Simpson—: ¿Estoy en lo correcto?
Ella asintió, encendió un cigarrillo y se inclinó hacia atrás pensativamente.
—Bien —dijo después de un momento—. ¿Qué implicaciones tendría el cambiarte tu
programa, Joe? ¿Para que quieras vivir en lugar de morir? El síndrome disruptivo del
señor Computadora está directamente relacionado con el tuyo. El señor Computadora
siente que ha fallado en el mundo debido a que, al examinar un índice cruzado de
individuos por quienes se preocupa, ha encontrado que tú...
—¿Se preocupa? —dijo Joe Contemptible—. ¿Quieres decir que le agrado al señor
Computadora?
—Y está a su cuidado —explicó uno de los tecnócratas de blanco atuendo.
—Espera —Joan Simpson escudriñó a Joe Contemptible—. La frase «por quienes se
preocupa» te ha hecho reaccionar. ¿Qué piensas que significa?
Con dificultad, dijo:
—Le agrado. En ese sentido, se preocupa por mí.
—Déjame preguntarte esto —dijo Joan Simpson luego, arrojando su cigarrillo y
encendiendo otro—. ¿Sientes que nadie se preocupa por ti, Joe?
—Era lo que decía mi madre —dijo Joe Contemptible.
—¿Y tú le creíste? —preguntó Joan Simpson.
—Sí —asintió.
Repentinamente Joan Simpson se deshizo de su cigarrillo.
—Bien, Doubledome —dijo con una voz vigorosa y calmada—. No va a haber más
programas de radio parloteándome. No voy a volver al centro de la Tierra. Se acabó,
caballeros. Me apena, pero así son las cosas.
—¿Va a dejar al señor Computadora así de trastornado como está...?
—Voy a curar al señor Computadora —dijo Joan Simpson con una voz llana— curando
a Joe. Y... —una leve sonrisa apareció en sus labios— y a mi misma, caballeros.
Se hizo un silencio total.
—Correcto —dijo uno de los dos técnicos de blanco después—. Los mandaremos a
ambos al centro de la Tierra. Y pueden desconcertarse mutuamente por toda la eternidad.
Excepto cuando sea necesario sacarlos del Pak Tristeza para sanar al señor
Computadora. ¿Es un trato justo?
—Esperen —dijo débilmente Joe Contemptible, pero la señorita Simpson ya estaba
asintiendo:
—Está bien.
—¿Qué hay de mi departamento? —protestó Joe—. ¿Mi trabajo? ¿Qué hay de mi
desgraciada e inútil pequeña vida a la que estoy acostumbrado?
—Eso ya está cambiando, Joe —Joan Simpson dijo—. Ahora me has encontrado.
—¡Pero yo pensaba que eras vieja y fea! —dijo Joe—. No tenía idea de...
—El universo está lleno de sorpresas —dijo Joan Simpson, y alzó sus brazos abiertos
esperándolo.
 
 
FIN
 


No hay comentarios:

Archivo del blog

_____________

¡Suscríbete!

Wikio Estadisticas de visitas Leer mi libro de visitas Firmar el libro de visitas Technorati Profile Add to Technorati Favorites

PARA PASAR UN BUEN RATO

Etiquetas

Philip K. Dick (144) SPECIAL (138) cuentos de zotique (18) 2ªparte (16) zothique (16) edgar allan poe (15) salvatore (14) relato (13) las guerras demoniacas (12) scifi (11) 1ªPat. (10) Terry Pratchett (10) Charles Dickens (8) cuentos (7) thomas harris (7) Fredric Brown (6) cuento (6) stars wars (6) terror (6) timothy (6) zahn (6) Anne Rice (5) MundoDisco (5) anibal lecter (5) ARTHUR C. CLARKE (4) CONFESIONES DE UN ARTISTA DE MIERDA (4) ESPECIAL (4) Hermann Hesse (4) Jonathan Swift (4) Jorge Luis Borges (4) LOS TRES MOSQUETEROS (4) anonimo (4) conan (4) gran hermano (4) jack london (4) lloyd alexander (4) paulo coelho (4) ray bradbury (4) 1984 (3) 2volumen (3) EL ALEPH (3) EL LADRON DE CUERPOS (3) Edgar Rice Burroughs (3) El Éxodo De Los Gnomos (3) FINAL (3) GIBRÁN KHALIL GIBRÁN (3) H. P. Lovecraft (3) Homero (3) Oscar Wilde (3) REINOS OLVIDADOS (3) Richard Awlinson (3) Robert E. Howard (3) Stephen King (3) apocaliptico (3) aventuras de arthur gordon pyn (3) barbacan (3) bruxas de portobello (3) chuck palahniuk (3) ciencia ficcion (3) clive barker (3) compendio de la historia (3) dragon rojo (3) el apostol del demonio (3) fantasia (3) george orwel (3) imagenes (3) la guarida del maligno (3) leyes de internet (3) lord dunsany (3) poul anderson (3) thiller (3) un mundo feliz (3) 06 (2) 1volumen (2) 1ªCap (2) 2 (2) 2001 una odisea espacial (2) 3 (2) 3volumen (2) 3ªparte (2) 4volumen (2) 5volumen (2) Anonymous (2) Anton Chejov (2) CUENTOS DE LA ALHAMBRA (2) Corto de Animación (2) Cuentos Maravillosos (2) David Eddings (2) Dragonlance (2) EL CASTILLO DE LOS CÁRPATOS (2) EL MUNDO DE JON (2) ENTRADAS (2) El jugador (2) El retrato de Dorian Gray (2) Eliphas Levi (2) Fistandantilus (2) Fitzgerald (2) Fábulas (2) Fëdor Dostoyevski (2) HORACIO QUIROGA (2) IMPOSTOR (2) JUAN SALVADOR GAVIOTA (2) José de Esponceda (2) Julio Verne (2) LA ISLA DEL TESORO (2) LA ODISEA (2) LOS VERSOS SATANICOS (2) Libro 2 de Leyendas Perdidas (2) Lord Byron (2) Lovecraft (2) MARQUES DE SADE (2) Mundo Disco (2) PODEMOS RECORDARLO TODO POR USTED (2) Pandora (2) Paul Auster (2) Robert L. Stevenson (2) Tantras (2) Terry Pratchet (2) Washington Irving (2) a vuestros cuerpos dispersos (2) aldous huzley (2) ambrose bierce (2) anthony bruno (2) august derleth (2) aventura (2) cap.3º (2) clarise (2) cronicas marcianas (2) dracula (2) dragones (2) el abat malefico (2) el angel y el apocalipsis (2) el club de la lucha (2) el despertar del demonio (2) el espiritu del dactilo (2) el hijo de elbrian (2) el silencio de los corderos (2) el silencio de los inocentes (2) el templo (2) guerras demoniacas (2) h.p. lovecraft (2) hannibal (2) hannibal lecter (2) heredero del imperio (2) historia (2) ii (2) indice (2) jaime a. flores chavez (2) markwart (2) novela (2) parte1ª (2) pecados capitales (2) philip jose farmer (2) poema (2) policiaco (2) republica internet (2) seven (2) vampiros (2)  jack london Las muertes concéntricas (1) "Canción del pirata" (1) (1932) (1) (1988) (1) 01 (1) 02 (1) 03 (1) 04 (1) 05 (1) 1 (1) 13 cuentos de fantasmas (1) 1554 (1) 20 reglas para el juego del poder (1) 2001 (1) (1) 3º y 4ºcaps. (1) 5 (1) (1) 6 (1) 666 (1) (1) (1) (1) 9º cap. (1) A Tessa (1) A mi amor (1) ABOMINABLE (1) ACEITE DE PERRO (1) ACTO DE NOVEDADES (1) ADIÓS VINCENT (1) AGUARDANDO AL AÑO PASADO (1) AIRE FRIO (1) ALAS ROTAS (1) ALCACER (1) ALFRED BESTER (1) ALGO PARA NOSOTROS TEMPONAUTAS (1) ALGUNAS CLASES DE VIDA (1) ALGUNAS PECULIARIDADES DE LOS OJOS (1) ANTES DEL EDEN (1) AQUÍ YACE EL WUB (1) ARAMIS (1) AUTOMACIÓN (1) AUTOR AUTOR (1) AVALON (1) AVENTURA EN EL CENTRO DE LA TIERRA (1) Agripa (1) Aguas Profundas (1) Alaide Floppa (1) Alejandro Dumas (1) Alekandr Nikoalevich Afanasiev (1) Algunos Poemas a Lesbia (1) Alta Magia (1) Ana María Shua (1) Angélica Gorodischer - EL GRAN SERAFÍN (1) Anónimo (1) Apariciones de un Ángel (1) Archivo (1) Arcipreste de Hita (1) Aventuras de Robinson Crusoe (1) BBaassss (1) BRUTALIDAD POLICIAL DE LA CLASE DOMINANTE (1) Barry Longyear (1) Benito Pérez Galdós (1) Beowulf (1) Berenice se corta el pelo (1) Bram Stoker (1) Bruce Sterling (1) Brujerías (1) BÉBASE ENTERO: CONTRA LA LOCURA DE MASAS (1) CADA CUAL SU BOTELLA (1) CADBURY EL CASTOR QUE FRACASÓ (1) CADENAS DE AIRE TELARAÑAS DE ÉTER (1) CAMILO JOSE CELA (1) CAMPAÑA PUBLICITARIA (1) CANTATA 140 (1) CARGO DE SUPLENTE MÁXIMO (1) CARTERO (1) CIENCIA-FICClON NORTEAMERICANA (1) COLONIA (1) CONSTITUCIÓN ESPAÑOLA DE 1978 (1) COPLAS A LA MUERTE DE SU PADRE (1) COTO DE CAZA (1) CUENTO DE NAVIDAD (1) CUENTO DE POE (1) CYBERPUNK (1) Calila y Dimna (1) Camioneros (1) Canción del pirata (1) Cavadores (1) Charles Bukowski (1) Clark Ashton Smith (1) Constitución 1845 (1) Constitución de 1834 (1) Constitución de 1837 (1) Constitución de 1856 (1) Constitución de 1871 (1) Constitución de 1876 (1) Constitución de 1931 (1) Constitución de 1978 (1) Constitución española de 1812 (1) Crónicas de Belgarath (1) Cuatro Bestias en Una: El Hombre Cameleopardo (1) Cuentos De Invierno (1) Cuentos De Invierno 2 (1) Cuerpo de investigación (1) CÁNOVAS (1) CÁTULO (1) DEL TIEMPO Y LA TERCERA AVENIDA (1) DESAJUSTE (1) DESAYUNO EN EL CREPÚSCULO (1) DESPERTARES. (1) DETRÁS DE LA PUERTA (1) DIABLO (1) DIÁLOGO SOBRE LA PENA CAPITAL (1) DOCTOR BHUMBO SINGH (1) DON DINERO (1) Daniel Defoe (1) Dashiell Hammett (1) Denuncia (1) Dia De Suerte (1) Divina Comedia (1) Dolores Claiborne (1) Douglas Adams (1) Douglas Niles (1) EL ABONADO (1) EL AHORCADO (1) EL ARTEFACTO PRECIOSO (1) EL CARDENAL (1) EL CASO RAUTAVAARA (1) EL CAÑÓN (1) EL CLIENTE PERFECTO (1) EL CLUB DE LUCHA (1) EL CONSTRUCTOR (1) EL CORAZON DE LAS TINIEBLAS (1) EL CUENTO FINAL DE TODOS LOS CUENTOS (1) EL DIENTE DE BALLENA (1) EL DÍA QUE EL SR. COMPUTADORA SE CAYÓ DE SU ÁRBOL (1) EL FABRICANTE DE CAPUCHAS (1) EL FACTOR LETAL (1) EL FALLO (1) EL GRAN C (1) EL HALCÓN MALTÉS (1) EL HOBBIT (1) EL HOMBRE DORADO (1) EL HOMBRE VARIABLE (1) EL HÉROE ES ÚNICO (1) EL INFORME DE LA MINORÍA (1) EL LADO OSCURO DE LA TIERRA (1) EL LOCO (1) EL MARTILLO DE VULCANO (1) EL MUNDO CONTRA RELOJ (1) EL MUNDO QUE ELLA DESEABA (1) EL OJO DE LA SIBILA (1) EL PADRE-COSA (1) EL PLANETA IMPOSIBLE (1) EL PRINCIPE (1) EL REY DE LOS ELFOS (1) EL TIMO (1) EL TRITÓN MALASIO (1) EL VAGABUNDO (1) EL ÍDOLO OSCURO (1) EL ÚLTIMO EXPERTO (1) ELOGIO DE TU CUERPO (1) EN EL BOSQUE DE VILLEFERE Robert E. Howard (1) EN EL JARDÍN (1) EN LA TIERRA SOMBRÍA (1) EQUIPO DE AJUSTE (1) EQUIPO DE EXPLORACIÓN (1) ERLATHDRONION (1) ESCRITOS TEMPRANOS (1) ESPADAS CONTRA LA MAGIA (1) ESPADAS CONTRA LA MUERTE (1) ESPADAS ENTRE LA NIEBLA (1) ESPADAS Y DEMONIOS (1) ESPADAS Y MAGIA HELADA (1) ESTABILIDAD (1) EXPOSICIONES DE TIEMPO (1) EXTRAÑOS RECUERDOS DE MUERTE (1) Eco (1) El Anillo Mágico de Tolkien (1) El Anticristo (1) El Asesino (1) El Barón de Grogzwig (1) El Cartero Siempre Llama Dos Veces (1) El Color De La Magia (1) El Corsario (1) El Dragón (1) El Entierro (1) El Incidente del Tricentenario (1) El Invitado De Drácula (1) El Jardín del Miedo (1) El Mago de Oz (1) El Misterio De Marie Roget (1) El Paraíso Perdido (1) El País De Las Últimas Cosas (1) El Presidente del Jurado (1) El Relato Del Pariente Pobre (1) El Vendedor de Humo (1) El camaleón (1) El caso de Charles Dexter Ward (1) El coronel no tiene quien le escriba (1) El doble sacrificio (1) El guardián entre el centeno (1) El hundimiento de la Casa de Usher (1) El judío errante (1) El manuscrito de un loco (1) El misterio (1) El número 13 (1) El pez de oro (1) El príncipe feliz (1) El puente del troll (1) El que cierra el camino (1) Electrobardo (1) Erasmo de Rotterdam (1) Estatuto de Bayona (1) FLAUTISTAS EN EL BOSQUE (1) FLUYAN MIS LÁGRIMAS DIJO EL POLICÍA (1) FOSTER ESTÁS MUERTO... (1) Fantasmas de Navidad (1) Federico Nietzsche (1) Festividad (1) Floyd L. Wallace (1) Francisco de Quevedo y Villegas (1) Franz Kafka (1) Fritz Leiber (1) GESTARESCALA (1) Gabriel García Márquez (1) Genesis (1) Gesta de Mio Cid (1) HISTORIA DE DOS CIUDADES (1) HISTORIA EN DOS CIUDADES (1) HUMANO ES (1) Historias de fantasmas (1) INFORME SOBRE EL OPUS DEI (1) IRVINE WELSH (1) Inmigración (1) Isaac Asimov (1) Itaca (1) J.R.R. TOLKIEN (1) JAMES P. CROW (1) JUEGO DE GUERRA (1) Jack London -- La llamada de la selva (1) John Milton (1) Jorge Manrique (1) Joseph Conrad (1) Juan Ruiz (1) Juan Valera (1) LA ARAÑA ACUÁTICA (1) LA BARRERA DE CROMO (1) LA CALAVERA (1) LA CAPA (1) LA CRIPTA DE CRISTAL (1) LA ESPAÑA NEGRA (1) LA ESTRATAGEMA (1) LA FE DE NUESTROS PADRES (1) LA GUERRA CONTRA LOS FNULS (1) LA HERMANDAD DE LAS ESPADAS (1) LA HORMIGA ELÉCTRICA (1) LA INVASIÓN DIVINA (1) LA JUGADA (1) LA LAMPARA DE ALHAZRED (1) LA M NO RECONSTRUIDA (1) LA MAQUETA (1) LA MAQUINA PRESERVADORA (1) LA MENTE ALIEN (1) LA MIEL SILVESTRE (1) LA NAVE DE GANIMEDES (1) LA NAVE HUMANA (1) LA NIÑERA (1) LA PAGA (1) LA PAGA DEL DUPLICADOR (1) LA PENÚLTIMA VERDAD (1) LA PEQUEÑA CAJA NEGRA (1) LA PIMPINELA ESCALATA (1) LA PUERTA DE SALIDA LLEVA ADENTRO (1) LA RANA INFATIGABLE (1) LA REINA DE LA HECHICERÍA (1) LA SEGUNDA LEY (1) LA SEGUNDA VARIEDAD (1) LA TRANSMIGRACIÓN DE TIMOTHY ARCHER (1) LA VIDA EFÍMERA Y FELIZ DEL ZAPATO MARRÓN (1) LA VIEJECITA DE LAS GALLETAS (1) LABERINTO DE MUERTE (1) LAS ESPADAS DE LANKHMAR (1) LAS PARADOJAS DE LA ALTA CIENCIA (1) LAS PREPERSONAS (1) LEYENDA DE LA CALLE DE NIÑO PERDIDO (1) LO QUE DICEN LOS MUERTOS (1) LOS CANGREJOS CAMINAN SOBRE LA ISLA (1) LOS CAZADORES CÓSMICOS (1) LOS CLANES DE LA LUNA ALFANA (1) LOS DEFENSORES (1) LOS DÍAS DE PRECIOSA PAT (1) LOS INFINITOS (1) LOS MARCIANOS LLEGAN EN OLEADAS (1) LOS REPTADORES (1) LOTERÍA SOLAR (1) LSD (1) La Caza de Hackers (1) La Dama de las Camelias (1) La Habitación Cerrada (1) La Ilíada (1) La Luna Nueva (1) La Luz Fantástica (1) La Metamorfosis (1) La Nave (1) La Tortura de la Esperanza (1) La canción de Rolando (1) La catacumba (1) La familia de Pascual Duarte (1) La peste escarlata (1) La senda de la profecía (1) Las Campanas (1) Las Tablas Del Destino (1) Las cosas que me dices (1) Ley de Extranjería (1) Libro 1 (1) Libro 2 (1) Libro 3 (1) Libro de Buen Amor (1) Los Versos Satánicos (1) Los siete mensajeros (1) Lyman Frank Baum (1) MADERO (1) MAQUIAVELO (1) MECANISMO DE RECUPERACIÓN (1) MINORITY REPORT (1) MINORITY REPORT (1) MIO CID (1) MUERTE EN LA MONTAÑA (1) MUSICA (1) MUÑECOS CÓSMICOS (1) Mario Levrero (1) Marqués de Sade (1) Mary Higgins Clark (1) Marzo Negro (1) Mascarada (1) Miedo en la Scala (1) Montague Rhodes James (1) Mort (1) NO POR SU CUBIERTA (1) NOSOTROS LOS EXPLORADORES (1) NUESTROS AMIGOS DE FROLIK 8 (1) NUL-O (1) Nausícaa (1) Neuromante (1) Nombre (1) OBRAS ESCOGIDAS (1) OCTAVIO EL INVASOR (1) OH SER UN BLOBEL (1) OJO EN EL CIELO (1) ORFEO CON PIES DE ARCILLA (1) Odisea (1) Origen (1) Otros Relatos (1) PARTIDA DE REVANCHA (1) PESADILLA EN AMARILLO (1) PESADILLA EN BLANCO (1) PESADILLA EN ROJO (1) PESADILLA EN VERDE (1) PHILI K. DICK (1) PHILIP K. DICK . ¿QUE HAREMOS CON RAGLAND PARK? (1) PHILIP K.DICK (1) PIEDRA DE TOQUE (1) PIEZA DE COLECCIÓN (1) PLANETA DE PASO (1) PLANETAS MORALES (1) PODEMOS CONSTRUIRLE (1) PROBLEMAS CON LAS BURBUJAS (1) PROGENIE (1) PROYECTO: TIERRA (1) Patrick Süskind (1) Peter Shilston (1) Petición pública (1) Poema de amarte en silencio (1) Poemas Malditos (1) Poesía (1) QUISIERA LLEGAR PRONTO (1) R.L. Stevenson (1) RENZO (1) ROMANCERO ANONIMO (1) ROOG (1) Rechicero (1) Residuos (1) Richard Back (1) Richard Matheson (1) Ritos Iguales (1) Robert Bloch (1) Ruido atronador (1) SACRIFICIO (1) SAGRADA CONTROVERSIA (1) SERVICIO DE REPARACIONES (1) SERVIR AL AMO (1) SI NO EXISTIERA BENNY CEMOLI... (1) SNAKE (1) SOBRE LA DESOLADA TIERRA (1) SOBRE MANZANAS MARCHITAS (1) SOY LEYENDA (1) SPECIAL - (1) SU CITA SERÁ AYER (1) SUSPENSIÓN DEFECTUOSA (1) Saga Macross (1) Salman Rushdie (1) San Juan de la Cruz (1) Si me amaras (1) Siglo XIX (1) Significado (1) SÍNDROME DE RETIRADA (1) TAL COMO ESTÁ (1) TIENDA DE CHATARRA (1) TONY Y LOS ESCARABAJOS (1) Tarzán y los Hombres Leopardo (1) Teatro de Crueldad (1) Telémaco (1) The Reward (1) Thomas M. Disch (1) Trainspotting (1) Tu aroma (1) UBIK (1) UN ESCÁNDALO EN BOHEMIA (1) UN MUNDO DE TALENTOS (1) UN PARAÍSO EXTRAÑO (1) UN RECUERDO (1) UN REGALO PARA PAT (1) UNA INCURSIÓN EN LA SUPERFICIE (1) UNA ODISEA ESPACIAL (1) Una Historia Corta del MundoDisco (1) VETERANO DE GUERRA (1) VIDEO (1) VISITA A UN PLANETA EXTRAÑO (1) VIVA LA PEPA (1) Viajes de Gulliver (1) Villiers de L'Isle Adam (1) Volumen I de Avatar (1) Volumen II de Avatar (1) Volumen III de Avatar (1) WILLIAM BURROUGHS (1) William Gibson (1) Y GIRA LA RUEDA (1) YONQUI (1) a fox tale (1) agatha christie (1) aguas salobres (1) alan dean foster (1) alas nocturnas (1) alfonso linares (1) alien (1) allan (1) americano actual (1) amor oscuro (1) anabelle lee (1) anarko-underground (1) angeles (1) anon (1) antigua versión (1) apostasia (1) art (1) arthur conan doyle (1) asceta (1) asesinatos (1) avatar (1) aventuras (1) bajo el signo de alpha (1) berenice (1) biografia (1) bipolaridad (1) brujas.benito perez galdos (1) budismo (1) budista (1) cabeza de lobo (1) cap.2º (1) cap1º (1) cap2º (1) carnamaros (1) castas (1) castellana (1) chinos (1) ciberpunk (1) cimmeriano (1) citas (1) coaccion (1) coelho (1) como suena el viento (1) corto (1) cronicas de pridayn 2 (1) cronicas de pridayn 3 (1) cronicas de pridayn 4 (1) cronicas de prydayn 1 (1) cronicas de prydayn tr (1) cruvia (1) cuentos de un soñador (1) cuentos y fabulas (1) dactilo (1) dark (1) darren shan (1) definicion (1) demian (1) demonios (1) descontrol (1) dino buzzati (1) drogado (1) e.a.poe (1) edgar (1) el amo de los cangrejos (1) el barril del amontillado (1) el bucanero (1) el caldero magico (1) el castillo de llir (1) el cimerio (1) el corazon delator (1) el defensor (1) el demonio de la perversidad (1) el dios de los muertos (1) el enigma de las sociedades secretas (1) el escarabajo de oro (1) el fruto de la tumba (1) el gato negro (1) el gran rey (1) el idolo oscuro (1) el imperio de los nigromantes. (1) el invencible (1) el jardin de adompha (1) el jinete en el cielo (1) el libro de los tres (1) el octavo pasajero (1) el ojo de tandyla (1) el pie del diablo (1) el planeta de los simios (1) el pozo y el péndulo (1) el sexo y yo (1) el superviviente (1) el tejedor de la tumba (1) el ultimo jeroglifico (1) el unico juego entre los hombres (1) el verano del cohete (1) el viaje del rey euvoran (1) elabad negro de puthuum (1) etimologia (1) expulsion (1) fantasma (1) farmacias (1) fragmentos (1) francis bacon (1) frases (1) futuro mecanico (1) gengis khan (1) gnomos (1) goth (1) gothico (1) guerreras (1) guy de maupassant (1) hadas (1) harry potter y la piedra filosofal (1) historia ficcion (1) historietas (1) hombres (1) horror (1) horror onirico (1) i (1) iluminati (1) imperios galacticos (1) imperios galacticos III (1) imperios galaticos (1) inaguracion (1) indio americano (1) isabel allende (1) issac asimov (1) jack vance (1) jorge (1) justine (1) kabytes (1) la carta robada (1) la doctrina secreta (1) la isla de los torturadores (1) la loteria de babilonia (1) la magia de ulua (1) la mascara de la muerte roja (1) la montaña de los vampiros (1) la muerte de ilalotha (1) la nueva atlantida (1) la quimera del oro (1) la sombra (1) la ultima orden (1) las brujas de portobello (1) las tres leyes roboticas (1) lazarillo de tormes (1) libertad (1) libros sangrientos I (1) libros sangrientos II (1) libros sangrientos III (1) ligeia (1) lloid alexander (1) locura (1) los diez negritos (1) los infortunios de la virtud (1) los remedios de la abuela (1) los viejos (1) luis fernando verissimo (1) magia (1) mahatma gahdhi (1) mandragoras (1) mas vastos y mas lentos que los imperios (1) metadona (1) mi religion (1) miscelanea (1) misterio (1) mongoles (1) morthylla (1) movie (1) mujeres (1) new (1) nigromancia en naat (1) no future (1) normandos (1) nueva era (1) nueva republica III (1) nuevas (1) oscuro (1) padre chio (1) palabras (1) parte 3ª (1) parte2ª (1) paulo (1) personajes (1) peter gitlitz (1) pierre boulle (1) placa en recuerdo de la represalia fascista (1) poe (1) poemas Zen (1) poesías (1) politica (1) por una net libre (1) portugues (1) psicosis (1) realidad divergente (1) recopilacion (1) recopilación (1) relato ciencia ficcion (1) relatos (1) relatos de los mares del sur (1) relay (1) republica intrnet (1) ricardo corazon de leon (1) rituales con los angeles (1) robert silverberg (1) robin hood (1) rpg (1) sajones (1) segunda parte (1) sherwood (1) si las palabras hablaran (1) sociedad secreta (1) soma (1) somatico (1) subrealista (1) suicidas (1) taran el vagabundo (1) tramites (1) trasgus (1) trolls (1) u-boat (1) underground (1) ursula k.leguin (1) usher II (1) veronika decide morir (1) vida (1) vikingos (1) volumen VI (1) willian wilson (1) xeethra (1) ylla (1) yo robot (1) zodiacos (1) ¡CURA A MI HIJA MUTANTE! (1) ¿SUEÑAN LOS ANDROIDES CON OVEJAS ELÉCTRICAS? (1) ¿quo vadis? (1) ÁNGELES IGNORANTES (1) Álvares de Azevedo (1)

FEEDJIT Live Traffic Feed